Sigue a runnermami

lunes, 28 de marzo de 2016

El tiempo de calidad

¡Buenos días!

El día que me organice también para no correr tampoco con el blog, os lo cuento... ¡La semana ha pasado volando!

¿Os habéis encontrado madres del tiempo de calidad por ahí?


Si sois habituales de las redes sociales, y os movéis en el ambiente materno de las mismas, ahí están. Siempre tienen una manualidad que enseñar, una exposición visitada, una receta que hacer con los niños... Porque lo verdaderamente importante es que el tiempo que pasas con ellos sea de calidad, hacer muchas cosas con ellos para que tengan recuerdos preciosos. Fomentar a su vez, con ello, su creatividad.

O yo soy muy desorganizada (que lo soy), o soy un poco zarpas (que también). Pero es intentar hacer algo y...

Las manualidades: veo algo en Instagram, o en algún blog dedicado a hacer cosas con niños. Veo posts y/o fotos de madres que dicen que no tenían nada que hacer esta tarde lluviosa con los niños y han hecho esta actividad. Así que en una tarde lluviosa busco ideas, toda entusiasmada yo... Hasta que topo con la realidad. ¡Pero si no tengo ni la mitad de los materiales necesarios! Que sí, que hay muuuchas ideas para hacer con materiales reciclados, con cosas que todos tenemos en casa, pero ¿y la pistola de silicona? ¿y las pinturas acrílicas? ¿y la purpurina? ¿y los washi-tapes? ¿y el pis de unicornio? Para ponerte una tarde tonta a hacer manualidades necesitas una habitación llena de materiales. Y yo no la tengo. Buscaremos otra cosa.

Planes de ciudad con niños (cuenta cuentos, exposiciones...) Yo no sé los hijos de las demás. Pero los míos están deseando que llegue el fin de semana para (a) Quedarse en casa de los abuelos y hacer de ésta su feudo particular (b) Dormir siesta como si no hubiera un mañana. Súmale a esto que realmente no vivimos en Zaragoza, sino en Utebo. Que está cerca, y yo estoy muy feliz de vivir aquí, pero hay que sumar unos 15 minutos a cualquier desplazamiento que quieres hacer a Zaragoza (mientras escribo esto pienso en que este comentario hará reir a los residentes en Madrid, claro). Esto hace muy difícil, pero muy muy difícil estar a una hora decente en cualquier sitio. O tienes que ir a buscarlos al quinto pino, o tienes que despertarlos de la siesta. Y aguántalos después de despertarlos de la siesta. A veces hacemos cosas, y las que hacemos son guays, pero... no las hacemos con la frecuencia deseada (y eso que ahora hacemos bastantes, porque forma parte de nuestro cambio)

Cocinar con los niños: Esta es una de mis favoritas. Los niños me piden cocinar conmigo, porque me lo piden. Pero me lo piden cuando estoy haciendo la comida normal, cuando estoy picando cebolla y/o con el fuego encendido, cuando estoy cocinando contrareloj porque es casi la hora de cenar. Y entonces no puedo, claro. ¿Cómo les voy a dejar el cuchillo? Prometo que les dejo hacer cosas, hasta a veces les dejo que vuelquen ellos la comida en la sarten, pero es un estrés de no toques esto, que te quemas y de cuidado con ese cuchillo, no te vayas a cortar. Entonces, un día busco una receta para hacer con ellos, algo fácil, madalenas, un bizcocho, rosquillas... yo que sé. Pero eso no. Al principio vienen con entusiasmo, pero se cansan enseguida. Ni revolver la masa, ni mancharse las manos (de hecho, eso lo llevan fatal, ¿qué clase de niños no soporta mancharse las manos cocinando?). Nada, siempre acabamos en un termina tú, mamá.

Juegos de mesa: soy rara, lo sé. Me gustan mucho los juegos de mesa, peerooo... soy incapaz de jugar con los niños. ¡No siguen las reglas! ¡Las reglas están para algo! ¡Los turnos se respetan! ¡Las fichas se dejan en el tablero! ¡Ay! Me supone un estrés tremendo, de verdad. Mira que intento relajarme, pero no hay manera, oye. A veces veo a runnerpapi enfrascado en una partida con ellos, siguiéndoles el rollo de no seguir las reglas, jugando con las fichas como si fueran figuritas e inventando historias, y me digo que es muy bonito, y que la próxima vez yo también lo haré así... pero no puedo. ¡NO PUEDO!

Total, que o las madres del tiempo de calidad viven estresadas perdidas, o yo estoy perdida para la causa. Pero de verdad que hacer según qué cosas con los niños me resulta muy estresante. Y eso que cuando tengo pis de unicornio me lo paso pipa haciendo manualidades con ellos, y cuando hacemos planes urbanos los disfrutamos, y cuando cocinamos, el rato que aguantan, lo pasamos genial, y cuando jugamos a juegos de mesa... no, aquí no, no puedo ;)

¿Y vosotros? Hacéis cosas con los niños? ¿Cómo os organizáis?

¡Nos leemos!

8 comentarios:

  1. Maldita sea, habia comentado y no se ha grabado (grrrrrrrr)
    Decía que me estaba riendo de lo de los 15 minutos cuando has puesto que los de Madrid nos reiríamos, y que cada uno haga lo que quiera/pueda con sus hijos y con el tiempo que pasa con ellos(menos jugar a juegos de mesa, por supuesto ;P)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Jajaja! Pero es que tú eres delas que tiene pis de Unicornio, eso no vale...

      Por supuesto que cada uno hace lo que quiere/puede, tú sabes que estos posts muchas veces me salen desde la envidia... mucha envidia... grrrrr

      Eliminar
  2. Tienes más razón que un santo, qué quieres que te diga...😂

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No sé por qué, pero tenía la intuición de que tú me entenderías...

      Eliminar
  3. jajaja lo que me he reido, la verdad es que a mí me pasa igual, o yo me organizo fatal, o esas madres viven estresadas haciendo cosas. Pero bueno, y a mi me ocurre un poco lo que a tí, yo vivo en Madrid, pero en la periferia y entre que decimos de movernos y movernos se nos pasa toda la tarde ajajja.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo creo que un poco las dos cosas... yo me organizo mal, es un hecho. Pero hacer tantas cosas no puede ser relajado. Imposible, vaya.

      Eliminar
  4. qué gracia lo de los 15 minutos... pero me he reído más con lo de las reglas, te mueres conmigo... creo que están precisamente para romperlas!!! XDDD

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Qué horror, no podría jugar a nada contigo, maja... me pongo malísima... :D

      Eliminar

No sabes la ilusión que me hace recibir el mail de tu comentario. ¡Hazme feliz, comenta!

Y, si quieres, comparte en las redes sociales y dame un +1 en G+